Legalización de Captura Contra Nicolás Petro y Daysuris Vásquez por Presunto Lavado de Activos

Legalización de Captura Contra Nicolás Petro y Daysuris Vásquez por Presunto Lavado de Activos

Este domingo, la Fiscalía General de la Nación presentó ante el Juzgado Penal Municipal 74, con funciones de control de garantías, a Nicolás Fernando Petro Burgos y a su expareja, Daysuris del Carmen Vásquez Castro, para legalizar su captura por su presunta vinculación con un caso de lavado de activos y enriquecimiento ilícito. El juez declaró como legal los procedimientos de captura llevados a cabo en la ciudad de Barranquilla, específicamente en las respectivas residencias de los acusados, durante la mañana del 29 de julio.

El operativo de captura fue realizado por miembros del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) quienes, aparentemente, cumplieron con todos los requisitos legales y respetaron los derechos fundamentales de los investigados. Además, se permitió que los abogados defensores se entrevistaran con sus clientes y que estos informaran de su detención a sus familiares cercanos, antes de la presentación ante el juez y dentro del tiempo estipulado para iniciar la audiencia de legalización. En la decisión judicial, también se validaron los allanamientos, registros e incautaciones realizados con el propósito de obtener elementos relevantes para la investigación, los cuales se convierten en material probatorio o evidencia física.

El juez tomó en consideración los argumentos contundentes presentados por los fiscales, lo que condujo a la validación de las capturas y los allanamientos, sin que se presentaran recursos por parte de las partes implicadas. Por otra parte, el juzgado determinó que la solicitud de la defensa de Nicolás Petro, en relación a la falta de competencia, fue improcedente. Esta solicitud fue considerada como un comportamiento lesivo del derecho a la libertad del acusado, ya que implicaría prolongar su privación de libertad solicitada por la defensa. El proceso legal continuará su curso, y se espera que las investigaciones y los procedimientos judiciales proporcionen claridad sobre los presuntos delitos de lavado de activos y enriquecimiento ilícito. Como siempre, se garantizará el debido proceso y el respeto de los derechos de todos los involucrados en este caso.