fbpx

El área de Patrimonio Cultural Inmaterial (PCI), presenta la publicación digital «Conejo: territorio de mil colores; patrimonio cultural inmaterial y memoria en el posacuerdo».

Un proyecto base para la integración y convivencia, financiado por el Fondo de Emergencia de la UNESCO en alianza con la Universidad del Norte, el Ministerio de Cultura y los Espacios Territoriales de Capacitación y Reincorporación de Pondores (ETCR). Esta iniciativa pretende destacar al Patrimonio Cultural Inmaterial como una poderosa herramienta para la resiliencia.

Nestor Baquero, Investigador Memoria, asegura que «los conocimientos que se van transmitiendo de persona a persona, son los que le dan vida y existir a estos pueblos. Y me di cuenta que el PCI se trataba de lo que a mi me encanta, ese tesoro inmaterial que no podemos dejar perder».

Este proyecto se enmarca dentro de las versiones 11 y 12 del Comité Intergubernamental para la Salvaguardia del Patrimonio Cultural Inmaterial, en donde se reconoce la doble naturaleza del patrimonio cultural inmaterial en situaciones de emergencia, tanto como una amenaza y como una herramienta poderosa para la resiliencia entendida como la capacidad que tienen individuos y colectivos para superar circunstancias traumáticas y recuperarse. Se realizó desde septiembre de 2018 hasta finales de 2019, teniendo como uno de los resultados la publicación que compartimos en el siguiente link:

 

http://patrimonio.mincultura.gov.co/Documents/Conejo%20-%20territorio%20de%20mil%20colores.pdf

La publicación, fue realizada a partir de la experiencias de cada uno de los participantes del proyecto, quienes relataron por medio de cuentos, poemas e historias de vida, lo que significó su participación en esta iniciativa que buscó vincular el PCI a la construcción de nuevos acuerdos sociales entre los habitantes del corregimiento de Conejo y excombatientes de las FARC-EP, para el fomento de la convivencia, el arraigo de los grupos sociales al territorio y el fortalecimiento del tejido social comunitario en el marco del posacuerdo y como aporte de la transición hacia la paz.

Janner Eduardo F, Investigador Memoria, dice que «se forjó el recipiente donde todo el conocimiento queda guardado y permite a las demás comunidades una nueva experiencia. Todo este proceso es un reflejo palpable de una realidad que no se estaba contando.

El patrimonio cultural comprende las tradiciones o expresiones vivas heredadas de nuestros antepasados y transmitidas a nuestros descendientes. La tradición oral, las artes del espectáculo, los rituales, actos festivos, conocimientos y prácticas relativos a la naturaleza y el universo. Saberes y técnicas vinculados a la artesanía tradicional. El Patrimonio Cultural Inmaterial es un importante factor del mantenimiento de la diversidad cultural y su comprensión, contribuye al diálogo entre culturas y promueve el respeto hacia otros modos de vida.

Para Luz Marina Velásquez, reincorporada de las FARC-EP, «se trata de forjar una sola comunidad, no hay división entre territorios, los cuales trabajamos todos en un beneficio común».