Bogotá D.C., 3 de abril de 2024. La Fiscalía General de la Nación presentó ante un magistrado del Tribunal Superior de Bogotá, con función de control de garantías, al exgobernador de Guainía, Efrén de Jesús Ramírez Sabana, como presunto responsable de varias irregularidades identificadas en el trámite y celebración de un contrato que contempló el mejoramiento de una vía terciaria.

El 8 de octubre de 2008, el exmandatario departamental celebró el contrato de obra N°358, por un valor superior a 2.550 millones de pesos, con el propósito de realizar las adecuaciones necesarias al corredor Huesitos – Puerto Caribe (Guainía) para convertirlo en un tramo que facilitara el tránsito del transporte de carga y optimizara las condiciones de vida de las comunidades.

Los elementos de prueba dan cuenta de que en la fase de contratación no se elaboraron estudios previos serios, claros y concretos que permitieran cumplir el objeto definido.

En ese sentido, se detectó incongruencia entre la necesidad y el motivo de la contratación. Esa intención de beneficiar a los pueblos indígenas y a otros habitantes no era cierta ni tenía sustento, puesto que en la zona donde estaban previstas las obras no había asentamientos ni grupos poblacionales, tampoco existía movimiento de camiones u operación fluvial.

Lea También: Daniel Quintero no ha sido imputado: ¿El Tiempo metió la pata o quién filtró la información?

De otra parte, se definió la construcción de puentes, terraplenes y drenajes en puntos donde geográficamente resultaba imposible la ejecución. Asimismo, se estableció que los diseños y estudios nunca se pusieron a disposición del consorcio contratista, lo que representó atrasos y la no culminación del proyecto.

Las evidencias indican que el exgobernador suscribió el contrato pasando por alto las múltiples anomalías conocidas y desembolsó en beneficio del contratista 871’654.031 pesos, por concepto de anticipo.

Por todo lo anterior, un fiscal delegado ante la Corte Suprema de Justicia imputó a Efrén de Jesús Ramírez Sabana los delitos de contrato sin cumplimiento de los requisitos legales y peculado por apropiación en favor de terceros agravado. Los cargos fueron aceptados de manera libre y voluntaria.

 

La labor investigativa de la Fiscalía ha permitido obtener dos condenas en contra del exgobernador de Guainía por hechos de corrupción durante el periodo 2004 – 2007. En abril y junio de 2022, la Sala Especial de Primera Instancia de la Corte Suprema de Justicia lo sentenció por los delitos de contrato sin cumplimiento de requisitos y peculado por apropiación.

 

Comparte en tus redes