El Gobierno Nacional decidió reducir a cero %, y por 12 meses, el arancel para otros 39 insumos agropecuarios, con el objetivo de seguir disminuyendo las presiones inflacionarias en el bolsillo de los colombianos y reducir los costos de producción de alimentos.

Esta decisión complementa las adoptadas a través del Decreto 307 del 3 marzo, que difirió a 0% el arancel de 165 bienes que se importan al país.

Se trata de 39 subpartidas arancelarias entre las que se cuentan: preparaciones utilizadas para la alimentación de los animales; feldespato; nitrógeno; hidróxido de sodio; nitratos de magnesio; demás fosfatos de calcio; metanal; sales del ácido propiónico; ácido cítrico; medicamentos con hormonas para uso veterinario e insecticidas.

Debido a que esos productos son esenciales para el desarrollo de las actividades agropecuarias e impactan los costos de producción de alimentos, el presidente Iván Duque expidió el Decreto 504, con fecha del 4 de abril.

“Hoy le damos otra buena noticia al país, para enfrentar un fenómeno que es mundial como la inflación que afecta el bolsillo de los consumidores. A nuestros campesinos les mostramos con contundencia que pueden seguir cosechando», afirmó el Ministro de Agricultura, Rodolfo Zea Navarro.

Además, agregó que esta medida, sumada a todo un paquete de líneas de crédito con tasas subsidiadas y nuestro apoyo al seguro agropecuario, demuestran -según Zea- el respaldo al campo colombiano.

Por su parte, la ministra de Comercio, Industria y Turismo, María Ximena Lombana, indicó que el aumento en el costo de los fletes marítimos por efecto de la crisis internacional de transporte ha impactado al sector agrícola.

«Generando que los insumos agropecuarios tengan un aumento marcado en su costo, que se traslada al productor y al consumidor final. Es por esto que hemos reducido el arancel a cero para los insumos agrícolas que aún no gozaban de ese beneficio», manifestó Lombana.

Así mismo, el ministro de Hacienda y Crédito Público, José Manuel Restrepo, señaló que espera que esta serie de medidas de reducción de aranceles a insumos para la producción agropecuaria, empiecen a traducirse, poco a poco, en alivios para el bolsillo de los colombianos.

Sobre todo en productos como los bulbos de cebollas, sémola de maíz; semillas de remolacha, de zanahoria, semillas de hortalizas para la siembra, abonos y herramientas, entre otros.