Se llevó a cabo este miércoles la presentación oficial del volante James Rodríguez como nuevo jugador del Al-Rayyan de Catar, luego de su tormentosa salida del Everton de Inglaterra. Y de inmediato dio de qué hablar por sus declaraciones, acerca de su vinculación a este club.

Rodríguez, en conferencia de prensa, pidió un compás de espera para hacer su debut en el balompié catarí, sin importar que su equipo lo necesita con urgencia, pues en los últimos siete meses solo lleva un triunfo, y viene de caer por goleada (2-4) ante el Al-Sadd, dirigido por Xavi.

Cuando le preguntaron si estaba listo para aparecer en las canchas en el siguiente partido de su divisa, que está en el puesto 10 entre 12 equipos, con solo dos puntos de nueve posibles, hizo su advertencia: Pese a que no se encuentra lesionado, como llegaron a temer algunos de sus seguidores.

«Hace mucho no estoy entrenando, por todo lo que ha venido y el viaje«, dijo James para justificar lo que sería su ausencia de inicio en este elenco, orientado por el francés Laurent Blanc, campeón del mundo con su país en 1998, pero que no atraviesa buen momento.

«Quisiera ponerme bien para jugar porque si no estás al 100 %, sea en esta liga o en otra, es duro. Todos los rivales están muy preparados físicamente», añadió Rodríguez, a quien le han criticado su profesionalismo, luego de que en el conjunto inglés quedara en deuda.

Aunque no aclaró en cuanto tiempo estará en la competencia, pidió a los hinchas y a la prensa paciencia y comprensión para poder desarrollar su juego. Palabras que no generaron una buena impresión entre los asistentes a la conferencia y quienes la siguieron en todo el mundo.

«Yo sí quisiera unos días y cuando esté listo, poder jugar si el entrenador lo quiere», dijo Rodríguez, quien después de una década en Europa decidió dar el salto hacia una liga cuasidesconocida, motivado -al parecer- por su jugoso salario: Más de 11 millones de dólares por una temporada.

El siguiente partido del Al-Rayyan será este lunes 27 como local frente a Al Khor, que es último con apenas una unidad. James no estará, pero ya se supo que cuando haga su estreno lo hará con el 10 en su casaca, reservada para su presencia en este equipo, con gram motor económico.