Por el presunto incumplimiento de las normas de seguridad y trabajo de los trabajadores de Rappi, el Ministerio de Trabajo abrió una investigación a la compañía ante la negativa de Rappi de negociar con el sindicato de los domiciliarios.

Esto se da debido al interés del gobierno nacional de regular el trabajo de las plataformas de prestación de servicios. Según la ministra de trabajo, Gloria Inés Ramírez, estas investigaciones se dan debido a la «denuncia interpuesta por la Unión de Trabajadores de Plataformas (Unidapp), en asocio con la Central Unitaria de Trabajadores (CUT). Como lo hemos manifestado en esta cartera, se acabó el silencio frente a estas querellas y que se respeten los derechos laborales de los trabajadores y trabajadoras”, aseguró.

Estas  quejas serán asignadas a la Unidad de investigaciones especiales del Ministerio del Trabajo, unidad élite de Inspectores de Trabajo. La ministra también aseguró que de demostrarse en las investigaciones pertinentes las irregularidades «Se abrirán las investigaciones pertinentes y se impondrán las sanciones a que haya lugar, además de efectuar las respectivas acciones preventivas”, manifestó.

El Gobierno Petro se declaró la intención de regular el trabajo en plataformas, “así como su reconocimiento como una relación laboral y no colaborativa, formalizando dichos trabajos, de manera que los trabajadores y trabajadoras accedan a la seguridad social y a condiciones mínimas de bienestar”, también manifestaron que según la Organización Internacional del Trabajo se establece que: “Las plataformas digitales de trabajo crean oportunidades sin precedentes de trabajo para los trabajadores, las empresas y las sociedades en general, al estimular la innovación a gran escala en todo el mundo. Sin embargo, al mismo tiempo, representan una amenaza grave para el trabajo decente y la competición leal”.