La cantante estadounidense Britney Spears, quien fue noticia en los últimos meses por liberarse de la tutela legal de su padre, figura que la cobijó por más de 13 años, informó en sus redes sociales que se hizo una prueba de embarazo y su resultado fue positivo.

A sus 40 años y a pocas semanas de haber ganado la batalla legal que la tuvo sumida en la depresión durante mucho tiempo, la ‘Princesa del Pop’ dio a conocer que está en espera de su tercer hijo, producto de su relación sentimental con su prometido Sam Asghari.

«Me hice una prueba de embarazo y bueno, voy a tener un bebé», escribió la intérprete de éxitos como Toxic y Baby One More Time desde su cuenta de Instagram.

La cantante recordó que, durante su pasado viaje a Maui, notó que había ganado varios kilogramos de peso sin ninguna razón aparente. Su pareja le comentó que probablemente sería un embarazo. «Mi esposo dijo: ‘¡estás embarazada de comida, tonta!'».

«Voy a tener un bebé. ¡Está creciendo! ¡Si hay dos allí, podría volverme loca!», comentó Britney Spears sobre la posibilidad de tener gemelos.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Britney Spears (@britneyspears)

La diva del pop apuntó que tendrá un embarazo discreto, alejada de los reflectores y los paparazzis, que siempre la persiguen para extorsionarla, dijo.

En febrero pasado, medios como The New York Post informaron que, tras firmar un acuerdo con la editorial Simon & Schuster, la cantante estadounidense publicará un libro en el que revelará algunos de los aspectos más oscuros y complejos de su vida.

Uno de los capítulos más esperados por sus fans, y por los lectores en general, es aquel donde dará detalles sobre la tutela legal que tuvo su padre sobre ella, un hecho que le generó problemas psicológicos, emocionales, económicos y legales.

El 12 de noviembre de 2021, la jueza de la corte superior del condado de Los Ángeles, Brenda Penny, puso fin a la tutela sobre el patrimonio de Britney Spears, que estaba en poder de su padre, James Spears, de acuerdo con la cadena estadounidense NBC News.

La tutela permitía al señor Spears tomar decisiones financieras y profesionales por su hija, quien ya había hecho público su descontento por esa situación. Cuando las autoridades de Estados Unidos determinaron el fin de la tutela, la cantante calificó ese día como «el más feliz» de su vida.

Con la información de Sputnik